lunes, 5 de diciembre de 2011

El portaaviones Kiev

Es curiosa la historia de los portaaviones soviéticos que cuando acaban su vida útil, en lugar de convertirse en monumentos o museos, como los americanos (ver por ejemplo el caso del Intrepid), acaban siendo vendidos como chatarra a los chinos.

Eso sí, ellos ya se encargan de darle un uso más digno. Acuérdate del caso del Minsk, convertido en un parque temático. O del Varyag, que vendido también como chatarra terminó por convertirse en el Shi Lang, el primer flamante portaaviones de la marina china.

Para continuar esta lista quiero mencionar el caso del Kiev, un portaaviones terminado de construir en 1975 y que dio nombre a su clase.



En 1996 fue vendido a China, que lo convirtió en un parque temático en Tianjín.



Actualmente permanece en la misma ubicación, pero convertido en un hotel de lujo.

Parece que a los chinos les va esto de meter portaaviones en estanques. Ya hemos visto algunos, pero tranquilos porque hay más.

Saludos,

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada